La diócesis de Santiago de Compostela, cuenta ya con un nuevo obispo auxiliar.