El domingo pasado iniciábamos la Semana Santa uniéndonos al reto que nos lanzaba don Julián. Te invitamos a no desengancharte de la «cadena de retos» para esta semana (#EnFamilia+SumateAlRetoEstaSemanSantay continuar con un nuevo reto para hacer de tu casa y tu familia una «Iglesia doméstica» donde vivir la Semana Santa.

El Sábado Santo nos ponemos en la piel de María, la Madre de Jesús y de sus discípulos, llenos de incertidumbre y también de una esperanza que aún no son capaces de reconocer.

Al morir Jesús, comienza un tiempo de duelo, en el que las personas más próximas a él, necesitan estar tristes, pensar cómo van a ser sus vidas ahora que el Mesías ya no camina a su lado. La incertidumbre, el miedo, la desesperanza, pudo apoderarse de sus pensamientos. Sin embargo, a pesar del vacío tan grande que debieron sentir…

  • … la simiente de la fe ya había germinado en ellos, como una pequeña luz.
  • … esa luz se va haciendo cada vez más intensa, capaz de dar calor y de extenderse a otras personas.
  • … de llegar hasta el día de hoy, para que podamos celebrarlo en la Vigilia Pascual.

¿Preparados para seguir el camino de la Semana Santa con este cuarto reto?

 Reto

Os proponemos dos opciones, según vuestras posibilidades:

  • Realizar una vela en casa y decorarla.
  • Decorar una vela que ya tengáis.

Objetivos

  1. Participar de la espera y de la esperanza propia del Sábado Santo, al igual que María y los discípulos.
  2. Profundizar en el significado de Jesús como luz del mundo.
  3. Celebrar la noche más importante para los cristianos, en comunión con la Iglesia, alumbrando el mundo desde nuestras ventanas.

¿Cómo lo hacemos?

En la siguiente imagen podrás descargar el pdf con todo el material que necesitáis.

 Cómo hacer una vela en casa

Cómo decorar una vela en casa

Cómo hacer una vela de papel