Navidad es una época perfecta para acercarnos a Dios, un momento de alegría en el que el resplandor de la luz divina se hace ver en el cielo como muestra de fe y esperanza, de amor infinito del Padre con nosotros los hombres, en donde la noche de su nacimiento abre sus brazos de par en par, para recibir tanto, nuestras palabras de acción de gracias, como nuestras alabanzas. Navidad, es el tiempo perfecto para dar gracias por lo recibido  y por qué no, hacerlo mediante una oración.

La Navidad es el motivo que debe movernos a hablar con Dios, a dar gracias y a pedir al Padre, mediante la intercesión de su Hijo amado hecho Niño. De ahí que sea importante dar gracias a quien todo lo da para la felicidad de sus hijos.

A continuación te dejamos una oración para las familias el día de Nochebuena: