Queridos amigos catequistas, recibid un cordial saludo después de los meses estivales.

Pasaron las vacaciones e iniciamos un nuevo curso, con nuevas perspectivas, retos y esperanzas. Todo ello, debe llevarnos a encarar este curso 2019-2020 con todo el celo, ardor pastoral y el corazón lleno de ilusión y esperanza, de tal manera que produzca los frutos pastorales que se significan y suponen.

A continuación os dejamos el Programa de la Delegación de Catequesis para este nuevo curso: