Hoy, martes 05 de diciembre, celebramos el Día Internacional de los Voluntarios.  El Voluntariado es la expresión de la generosidad y nobleza que hay en cada ser humano para hacerse “prójimo-próximo del que necesita, del que camina a nuestro lado”.

Hoy queremos reconocer y agradecer  la labor de los catequistas que son los voluntarios por excelencia para llevar el Mensaje del Señor con su vida y están fortaleciendo la vida y la pastoral de la Parroquia a la que pertenecen;   poniendo en juego sus cualidades, su creatividad, su tiempo y dinero.  Estos catequistas y agentes de pastoral, no solo se preocupan de darse a los demás, sino de la calidad de darse, preocupándose por su formación. Muchos catequistas se desplazan cada 15 días para reunirse en la formación de la EDAP que ofrece la Diócesis de Santiago de Compostela.

Una vez más, ¡Gracias! Porque desde su ministerio evangelizador, ayudan a crear un mundo más humano y solidario, signo palpable de la cercanía del Reino de Dios.