Hace unos días, en la sección Noticias de Mallorca de ultimahora.es  salía una noticia con este título: Otra forma de dar Religión.

Según esta noticia, una decena de centros concertados de Mallorca, implantarán «para el próximo curso el método Godly Play para la enseñanza de la asignatura de la Religión».

Desde hace ya más de cinco años, en nuestra Diócesis de Santiago de Compostela,  se ha estado promoviendo este método, tanto para sacerdotes, como catequistas, profesores de religión y educadores de la fe en general que estén interesados.

Godly Play es un enfoque creativo e imaginativo, basado en principios del método Montessori y el culto cristiano, para potenciar la educación cristiana y la formación espiritual de las personas de todas las edades. A través de símbolos y objetos, además de palabras, se invita a los participantes a interactuar con las historias bíblicas, relacionándolas con su experiencia y circunstancias; desarrollando una compresión cada vez más profunda de las narraciones sagradas, los símbolos y los ritos comunitarios; y preparando para participar en el culto y la vida de las comunidades.

«En muchos métodos de educación religiosa se les enseña a los niños acerca de Dios. En Godly Play, los niños descubren por sí mismos quién es Dios»