Hoy en día, una de las tareas de la catequesis es ayudar a nuestros jóvenes y adultos a discernir su vocación en el mundo.

En este mes de marzo, con la festividad de San José, pedimos por las vocaciones al sacerdocio. El sacerdote, entre todas sus tareas, destaca la del servicio a la catequesis.

Que en este mes dedicado a los catequistas, Dios nos conceda abundantes vocaciones sacerdotales, con gran carisma y pasión de catequista, como tenía D. Baltasar Pardal.

“El seminario, misión de todos” es el lema de este año para el Día del Seminario. Esta jornada se celebra el 19 de marzo, solemnidad de San José. En las comunidades autónomas en las que no es festivo, el domingo más cercano. En este caso, el 17 de marzo. La Comisión Episcopal de Seminarios y Universidades es la encargada de editar los materiales preparatorios.

La vocación al ministerio sacerdotal es un regalo de Dios a la Iglesia que requiere la participación activa de todos los cristianos como miembros del Cuerpo de Cristo. El ejemplo en el trabajo pastoral cotidiano, el acompañamiento previo al ingreso en el seminario, el papel de la familia y de las parroquias de origen, son agentes necesarios para que la llamada de Dios sea escuchada en cualquier momento de la vida.

El Día del Seminario se celebra desde el año 1935 con el objetivo de suscitar vocaciones sacerdotales mediante la sensibilización, dirigida a toda la sociedad, y en particular a las comunidades cristianas.

“El seminario, misión de todos”
17-19 de marzo de 2019